Un sendero de 40 kilómetros enlazará el Pantano de Elche con El Hondo

La creación del sendero cuenta con una inversión de 150.000 euros en los presupuestos municipales de 2021 para la creación de senderos y espacios donde caminar.

25 octubre 2021

Palmeral de Elche // Credito: valencia.bonita

El Ayuntamiento de Elche creará un corredor recreativo-deportivo que unirá el pantano y el paraje natural de El Hondo a través del cauce del Vinalopó, dentro del plan de regeneración ambiental integral de la ladera del río. 

Así lo ha anunciado el alcalde, Carlos González, durante la visita a dos de los tramos de la ladera del río donde se llevan a cabo trabajos de regeneración ambiental por parte de los talleres de empleo en los que participan desempleados y personas en riesgo de exclusión social. 

Dentro de este plan de regeneración ambiental se incluye de cara al futuro el proyecto de conexión del cauce del río con la desembocadura del Vinalopó y el paraje natural de El Hondo a través de un corredor recreativo-deportivo, al igual que se hizo hace varios años con el pantano de Elche. 

El proyecto cuenta con una inversión de 150.000 euros en los presupuestos municipales de 2021 para la creación de senderos, desbroce y generación de espacios donde caminar o hacer deporte. 

Según el alcalde, esto "supondrá que cualquier persona pueda ir desde el pantano hasta El Hondo paseando, haciendo deporte o en bicicleta, conectando dos espacios naturales únicos, y dos de nuestras infraestructuras verdes más valiosas". 

El pantano se encuentra situado en el término municipal de Elche, 5 kilómetros al norte de la ciudad. Una presa que desde el siglo XVII contiene el agua del rio Vinalopó para su aprovechamiento formando un embalse con un increíble valor histórico. 

Esta obra de ingeniería hidráulica tiene una gran importancia por ser una singular construcción, también por su antigüedad, siendo el segundo pantano en activo más antiguo de España y descontado está que posee un gran valor cultural, ligado muy de cerca de la historia del palmeral. 

La presa comenzó a construirse en 1.632 a pesar de que su planificación se realizó cuarenta años antes. Durante más de un siglo se llevaron a cabo las obras y por fin se concluyeron los trabajos. 

Desafortunadamente la estructura no resistió las fuertes lluvias y la riada de 1793 que la destruyeron parcialmente. Hasta 1.846 no volvió a funcionar, la ciudad de nuevo optimizó sus recursos hídricos y esto se notó en la economía. 

De nuevo en 1.995 la compuerta reguladora de la presa se rompió y una gran cantidad de sedimentos quedaron visibles en el fondo del pantano, en 2.007 se acondicionó la zona y se reparó la presa definitivamente. 

Hoy en día el pantano de Elche está reconocido como Bien de Interés Cultural por la Comunidad Valenciana y es una zona excepcional para pasear y disfrutar de la naturaleza. Familias, ciclistas y senderistas disfrutan del buen clima y el entorno natural del pantano de Elche todas las semanas. 

ALOJAMIENTOS POR COMUNIDAD